Translate

martes, 29 de septiembre de 2015

Algoritmo de nada es siempre cero

Esta semana he tenido la suerte de conversar con alguien con quien me apetecía hacerlo desde hace tiempo; por circunstancias del momento -ahora lo explico- no he podido expresarme al 100% y aproveché para escuchar que buena falta me hace.

Hoy es un buen día para reconocer torpezas, las mías son acusadas, sobre todo a la hora de cultivar la mente, para el día a día salgo al paso pero entre eruditos acabo malparado siempre; y si lo capto yo no imagino cuanta ignorancia demostraré cada vez que intento profundizar en algo. Por eso nunca es tarde para dejar a un lado la elocuencia sinsentido, tirar más de sinceridad monosilábica y empaparme de lo que me cuentan, además, cuando ves que los demás bostezan mientras hablas, hay que hacérselo mirar.

Tomar un café con los compañeros también sirve de mucho para esto del culto al seso, hablábamos de las herramientas en Wikipedia, en concreto sobre la edición, publicar archivos, corrección y esas cosas...cuando me preguntaron si alguna vez publiqué algo allí, ante mi respuesta afirmativa, uno de ellos, el menos interesado, abandonó su letargo, levantó la vista de los cacahuetes, sonrió, y con gesto escéptico comentó: ¿sobre qué?...cuanta razón tiene.

viernes, 11 de septiembre de 2015

Capitulo 569, versículo 1

Tiempos fueron aquellos en los cuales era ver un folio en blanco y aventurarse a emborronarlo, hoy, un servidor, más prudente si cabe, se dedica a otros menesteres que poco o nada tienen de relación con lo que aquí se cuenta, ¿o si?.

Miro la webcam y me convence para ir a deportear un rato, las condiciones son buenas asi que no voy a esperar más: Suroeste flojo, 2,2 m y mar del norte, veinticinco años haciendo esto prácticamente a diario sin tener nunca sensación de hastío, ya me parece un motivo importante para merecer la pena haber nacido.

Entre tareas de bricolage ando metido -raro sería-: segundo intento -y definitivo- de camperización de la furgo, los reparcheos para mis bártulos de hacer deporte, la casa -necesitada- de mamá, el piso familiar -reconvertido- de la parienta, la nuestra, la del veraneo, la de la mochila azul, ...demasiadas batallas para un gladiador chiquitito.

Esta semana toca turno de tarde en el trabajo así que las mañanas vuelan y hay que aprovecharlas. Me resulta difícil encontrar hueco para el blog :(