Translate

domingo, 21 de diciembre de 2014

Print Gao

Cuando acaba el año es constructivo hacer crítica de lo vivido, este año que termina no ha sido bueno para casi nadie, tampoco para mí. Escuchar más a los demás es una asignatura pendiente para el 2015, hay mucho que mejorar en ese aspecto y por eso es el objetivo de mis doce uvas de la suerte. Sí, ya sé que esto no es un pozo de los deseos pero no está mal como recordatorio, eso de que a buen entendedor pocas palabras bastan o ya no me llega o no me define. Nunca es tarde para darse cuenta.

Y aquí seguimos, metidos en faena, ya más de cinco años dándole a estas teclas, reciclando vivencias del color que yo lo veo, un cuadernillo de bolsillo con licencia de ninguna clase y finalidad terapéutica sin autorización médica. Dentro de una cajita virtual guardo un puñado de imágenes del 2014, están impresas en escala de grises y son instantáneas de escenas cotidianas de cosas que sucedieron, donde sus protagonistas ejemplifican allí lo que más admiro de ellos/as. Y me siento afortunado, pequeño y pringao al mismo tiempo.

martes, 16 de diciembre de 2014

Mediocridades

Para aparentar ser bueno en algo hacen falta años de dedicación y esfuerzo; ante la falta de talento natural no hay mejor fórmula si se quiere destacar en la vida: una dosis de saber estar en el lugar de la acción, dos partes y media de usurpación de logros, tres cuartos de ceguera entre congéneres, seis medidas de calumnia y un puñado de frases autocomplacientes bastan para lograr lo que se finge ser.

Vivir bajo este perfil no debe ser nada agradable, siempre en alerta constante como el soldado que defiende su territorio ante el bando enemigo, evitando cualquier conato de lucidez ajena, paleando desechos sobre parcela colindante así la mierda alcance a otros, iluminando lugares vacíos de contenido, continente y condimento... Hoy estoy un poco sensible con este tema, se nota que me tocaron la fibra.

En principio quería comentar otra historia que nada tiene que ver con lo anterior, Carolina -no es su nombre real- es una mujer de cincuenta y largos, perdió a todos sus seres queridos -exceptuando uno/a que no ve todo lo que quisiera- en un breve periodo de tiempo y desgraciadamente no logra superarlo. Afortunadamente trabaja, el resto del día -y la noche- la pasa en casa, acurrucada, llorando mientras deja pasar las horas recordando tiempos mejores, buscando una respuesta sin respuesta ante tal fatalidad o castigo divino, sumiéndose en una pena crónica que si hay alguien que no la merece es ella. Y aunque esto es territorio clandestino y los ánimos que se envíen no llegarán directamente a su destinatario espero y deseo para este año próximo un gran año para esta mujer, lo merece por buena persona y, a colación de los primeros párrafos, por tener talento y no demostrarlo.

viernes, 5 de diciembre de 2014

Friolidades

Hace cosa de un mes estaba mirando en unos almacenes una equipación de hacer deporte porque la más nueva que tengo está abierta por los dos costados y el gemelo izquierdo lo cual me impedía disfrutar esta temporada de invierno como debiera; casualmente encontré allí a un conocido que me ofreció una relación calidad-precio muy buena de su sponsor así que opté por esta vía y le encargué un traje al chaval. A día de hoy sigo esperando que llegue el envío, según él ya lo tendría la semana pasada. Menos mal que por recomendación de mi doña compré uno de oferta para salir del paso aunque fuese de verano, no sé de que forma soportaría el frío a día de hoy con mi antigua equipación descapotable. Moraleja: es mejor valerse por uno mismo a esperar algo de los demás pero si tienes a alguien a tu lado que te quiere bien escúchale siempre.

Las condiciones de estos últimos días son horribles: viento malo para el mar que hay, periodos altos y revoltijo, temperaturas bajas, lluvia, turno de tarde....y las mismas previsiones para la semana que viene :( . Entre tanto habrá que organizarse de otro modo y pensar en bricolear un poco en casa que falta le hace a la pobre: dos goteras, limpiar la caldera, falta de poda en el chiquiterreno, muro de ladrillo en trastero, aislamientos en las ventanas y puertas, barnizados y lacados sl, ... se me va de las manos esta falta de mantenimiento.

miércoles, 3 de diciembre de 2014

Palo de moro falafel

Seis días llevamos en casa mirando una escapada de cinco noches para después de fin de año. Hoy, ya con todo decidido y reservado (casi), me doy cuenta de la de horas que te puedes tirar mirando vuelos y conexiones, mapas de ciudades, ubicaciones de apartamentos, hoteles, lugares de interés y sobre todo precios de todo ello. Arrancarle diez euros diarios al destino navegando a muerte entre aguas de comparadores, agencias de bajo coste y ofertas de cada cual siempre en conflicto permanente con cada veinte que te enchufa la compañía aérea o el alojamiento por cada día que no te decides es tarea de agente de las finanzas, cada minuto cuenta y hay que saber parar el reloj a su debido tiempo.

A la noche, cuando vuelva del trabajo, pasaré a la segunda fase, tema 2, menos matemático si cabe que el primero pero igual de "alentador": como pegarte un viaje con streetview sin caer en la adicción.

sábado, 29 de noviembre de 2014

Por ello somos animales

A estas alturas de la historia parece mentira que un hombre pueda practicar el celibato y no sucumbir en el intento, paradójicamente eso si me parece ir contra natura en referencia a la opinión de la iglesia sobre la opción del aborto libre, ahí nos separa un mundo.

Los documentales de la 2 no sólo sirven para echar la siesta, en ellos vemos funcionar los ecosistemas de medio mundo con la naturalidad que los define: nacen, crecen, se reproducen y mueren; por eso se me escapa que un cura no pueda tener hijos o mantener una relación consentida por ambas partes si eso le sirve como válvula de escape ante tanto compromiso con Dios y sus semejantes. Por lo que tengo entendido es mejor reprimirse esperando que nunca vibre la pernera, intentando mantener el aparato en modo desconexión, como si fuese un teléfono móvil de última generación. Mmmm, no sé, no sé.

miércoles, 19 de noviembre de 2014

2014 y 1981 son números primos

Si es cierto eso de que nuestros hijos estarán por debajo del nivel de bienestar que alcanzamos nosotros entonces es falso todo lo que nos contaron e indica el nivel de nuestros dirigentes en materias de prevención, predicción y solución contra la crisis.

Tampoco hacen falta muchos libros para darse cuenta de la situación general. Un petardo como yo augura vente años para superar estos cuatro o cinco malos que llevamos porque no pueden convivir tecnología del 2014 con los salarios de 1981, que además del IPC y todas las subidas de 31 años de vida está el cambio de moneda de hace doce que redondeó el euro a 100 pesetas: el que cobraba 100.000 pasó a cobrar 600 -aunque de aquella por lo menos tenía trabajo- mientras el recaudador se adaptaba a la velocidad del rayo y subía los precios un 66% porque tenía orden directa de Bruselas. Y la bola de nieve se hizo tan grande que ahora no la para ni Dios.

Lo único bueno es que los niños volverán a jugar en la calle, agudizando así su ingenio con cuatro chapas y un balón, que igual les servirá el día de mañana para buscarse las castañas en un nuevo entorno laboral quizá más talentoso y motivado que el de nuestros días.

lunes, 17 de noviembre de 2014

Siete momentos, pintura o cartelón y un menú degustación

1- Cuatro días de deporte, quizá me sepan a poco pero la condiciones no daban para más, demasiado viento.
2- Quinientos litros de gasoil de calefacción a 0,88 céntimos de euro el litro hacen un total de...
3- Necesito un César Millán que me ayude a cambiarle el carácter huidizo a mi perro.
4- Pasar el fin de semana en casa sin hacer nada cansa lo mismo que si hicieses de todo.
5- En el fondo los políticos no son tan malos, roban poco en proporción a su amplio abanico de opciones de llevárselo calentito.
6- Gran Hermano conecta directamente con mi hogar, lo digo como lo siento.
7- Dar el mínimo para lograr un objetivo indica que estás perdiendo el tiempo.

A otra cosa, hace un par de días quedamos para colocar -no sin antes dudar entre pintar o decorar- un vinilo adhesivo dividido en tres partes sobre una pared frontal de habitación de 286X246 cm; las dos primeras piezas quedaron bastante bien -era una fotografía suya practicando deporte en el mar-, al comenzar a colocar la tercera -estaba enrollada- el azul del cielo no casaba con la tonalidad de las dos láminas anteriores; total, que después de hora y media de curritos el que llevaba la imprenta no hizo el suyo como debiera y cagó una historia que prometía mucho. Parece ser que se le acabó el magenta, vaya hombre, y no lo vió.

El Viernes, aprovechando el finde, fuimos a cenar a una tapería que ponen platos de autor, no sé como llamarlo, de diseño, originales; bueno, la historia es que pedí un menú degustación que constaba de cuatro platos y un surtido de postres: Risotto de mejillones y vegetales, Vieira a la tradicional, Calamares con tempura de perejil y patata panadera y solomillo a la manzana; de postres, tarta de la abuela, flan de queso con membrillo y chocolate blanco con frutos secos. Salí de allí relleno después de darlo todo en todos los platos. Si algún día se me ocurriese abrir el blog prometo publicitarlos porque se lo merecen.

miércoles, 12 de noviembre de 2014

El cometa cruisis

Entiendo yo, desde este humilde rincón, que los datos que nos presentan comparando los sueldos anuales de un trabajador temporal con respecto al indefinido son los que son y aunque pocas veces nos explican de donde toman las fuentes, si los salarios son brutos o netos, o si corresponden a todos los sectores laborales, estamos jodidos de todas a todas.

Por poner un ejemplo, a Manolo le dan empleo después de tirarse dos años cobrando subsidio, su mujer, Cristina, eventual a tiempo parcial desde hace seis meses; tienen dos niños de cinco y siete años, cinco recibos el día uno de cada mes a pagar un mínimo de cuatrocientos ochenta y cinco euros entre luz, agua, alquiler y telefonía, y dos más que suman trescientos veintiséis de crédito del coche y gasolina -nada fuera de lo normal-. Preguntas: ¿Cuánto tiempo tardará la familia en remontar si los ingresos anuales de Manolo rondarán los doce mil euros como estipula la ley anticrisis?. ¿Qué dinero mensual pueden destinar a necesidades básicas como alimentación, aseo, ropa?. ¿Y podrán ahorrar para pagar los seguros anuales de vivienda, automóvil, decesos, ...?, ¿Y para los libros, matrículas y actividades de los niños?, ¿A qué ocupaciones pueden optar el fin de semana con ese presupuesto?, ¿Es compatible con la realidad que los rodea?. ¿Cuánto tiempo podrán mantener sus negocios los empresarios si Manolo, Cristina y el resto de la nueva clase media española no compran sus productos?.

domingo, 26 de octubre de 2014

En el campito (2)

De unos años para aquí relaciono la palabra otoño con el bosque; sí, ya sé que sería lo más habitual pero las cabras tiran al monte y los que somos jurelos solemos mirar más al mar y aunque aquí verde hay un huevo casi lo ahoga el azul marino que no turquesa de mi tierra.

Hace unos tres años En el campito (14 de Noviembre 2011) comentaba en el blog algo sobre mis primeras excursiones y experiencias micológicas, un mundo fascinante que llamó mi atención por primera vez cuando me operé del hombro. Buscaba algo entretenido donde mi limitación no supusiese un problema y como las fechas le venían al pelo y el contenido era extenso para ocuparme un par de meses de baja pues me propuse patear coníferas. Además, cocinar setas que hayas recogido en su propio hábitat es muy agradable a mi modo de ver.

Sobre todo me gusta el arte del rastreo, en plan perro sabueso, olisqueando, bordeando, investigando; todo muy animal. Y luego tiene su parte intelectual, el estudio: especies, características, morfología, orografía, simbiosis, ... Parece que entiendo algo, no es así, me hace gracia releer lo que he escrito, quizá me he apasionado, eso es bueno, ¿no?.

viernes, 10 de octubre de 2014

Maqueta d'or

Estos días ando un poco liado desarrollando una web para un conocido -ya por ello le sale gratis- al cual todavía no conozco; por encima del tema creativo, estilos o programación necesito material fotográfico, videos o cualquier tipo de archivo de imagen relacionado con el tema a tratar. Pues bien, a la espera de noticias del propietario sigo, lo mensajeé dos o tres veces para comentarle que llamara a su anterior programador -estuvo en la red tiempo atrás y quiere mantener el dominio-, así le diera la clave de acceso para alojar la web en otro servidor y nada, desaparecido, ni contesta uno, ni me da permisos el otro.

Comento todo esto porque ya es casualidad que en otra ocasión pasó algo parecido, me ofrecí desinteresadamente para crear una tienda virtual a unos tipos que terminaron echándose atrás con argumento similar al del anterior párrafo, mutis por el foro. Y, casualidades de la vida, pertenecían al mismo gremio. Mmmm, una de dos, o son muy raros o soy muy malo como gráfico, ni haciéndolo por la cara intereso.

Paso de comerme más la olla, apago todo y me voy a hacer deporte que tengo libre hasta las dos; las condiciones para ello son ideales, me apetece más que currar en balde. No hay color.

miércoles, 8 de octubre de 2014

Actualización disponible

Este pasado verano -los espacios temporales se alargan demasiado cuando no escribes- aparcaron sus bártulos en la puerta de casa dos nuevos inquilinos: otra furgo y un perrito.

El coche no es nuevo, tiene ocho años y medio, el perro casi, hizo siete meses. El primero viene a sustituir a la que compré en el 2004, después de cuatro gripajes decidimos separarnos de mutuo acuerdo: yo no soportaba más tanto desplante y ella me acusaba de falta de mantenimiento, diferencias irreconciliables entre los dos. El segundo, un perro de aguas que se iba para Argentina y que por faltarle un premolar cambió la Pampa por el apampao que aquí firma, viene a rellenar el vacío que dejó escubi, un cocker spaniel de color canela, compañero infatigable de aventuras -y desventuras-, del que no me olvidaré jamás.

Y aquí estamos todos juntos estrechando lazos, con nuestras virtudes y defectos, haciendo piña. Por poner un ejemplo, hace unas de semanas saqué a pasear al cachorro por la playa, el animal es de carácter huidizo y yo todo lo contrario; tuve la brillante idea de soltarlo para que se encontrase en libertad -me conocía de un día y medio-, y tan libre se sintió que escapó hacia el bosque de pinos que rodea ese arenal y el que viene a continuación -unas mil ha. en total- sin intención de volver. Corrí en la misma dirección pero con mi capacidad de rastreo me despistó a los quince segundos; después de mucho llamarlo y nada, aumenté el radio de búsqueda pero tampoco, tres horas después me tenía que ir a trabajar sin noticias. Entre el lunes a las 9:30 hasta el miércoles a las 13:30 nadie vió al perro; cientos de personas buscando en el bosque, casas colindantes, lugares cercanos, ..., las únicas pistas resultaron ser falsas esperanzas; todas menos una. Aquella más cabal, la más próxima en distancia -y parentesco- al lugar donde se extravió, fue la correcta. Y allí, entre un hueco de pinos bajos, maleza y troncos secos fabricó su cueva el gaucho, sin decir ni mú por si lo pillaban, jugando al juego del escondite con tácticas de guerrero de élite, saliendo sigilosamente en plena madrugada cuando ya nada se oía a la redonda sólo para nutrirse de heces de animal salvaje -el fuerte olor lo delataba- y agua de los arroyos. El carajo del animal, que boludo salíste.

martes, 12 de agosto de 2014

Un sinfin de cosas

Por la mañana, cuando me levanto, procuro pensar en todo lo que voy a hacer ese día; al final siempre hago menos de lo planeado pero gracias a este método siempre estoy apurado. Me gustan las prisas, el contrarreloj, es como me siento más cómodo, me da la impresión de que así aprovecho una vida que nunca sabes hasta donde dura, y aunque muchas veces no me acuerde del pasado o mejor dicho de detalles ahí están los colegas de viviencias para refrescarte la memoria.

Este fin de semana que tiene una jornada más de disfrute me gustaría acercarme al país vecino a deportear, tomar el sol y dormir con el culo al aire; Portugal da el perfil de sobras para lo que busco pero desgraciadamente tengo compromisos en mi tierra que quizá no me permitan desplazarme, la verdad es que llevo comprometido con alguna causa los últimos dos meses. Hasta me está gustando haber acabado las vacaciones tan pronto, me está dando para estirar el verano y más allá a pesar de que en un futuro próximo se borren datos del disco duro.

Un consejo de alguien a quien no le gustan: sacar fotografías de todo sirve como acelerador de recuerdos, es el mejor medicamento que conozco para esta dolencia psíquica, ten a mano algún/a amigo/a dispuesto a ello.

martes, 5 de agosto de 2014

Cocina de autor

- Mira, con ese nombre tienen que poner algo rico, vamos a comer aquí que además tienen terraza.

* Esta entrada va dedicada a todos aquellos restaurantes en los que sus dueños deciden -cosas del marketing- identificar el mismo como que está por encima de la media, pudiendo catalogar su cocina como bistró, delicatessen, vanguardista, de diseño, gourmet, boutique, de autor...

De primero parrillada de verduras: tres rodajas de berenjena, media zanahoria, seis finas lonchas de calabacín, dos champiñones y medio tomate, todo ello a medio hacer y espolvoreado con perejil de congelador y una pizca de sal; aceite le echas tú que hay encima de la mesa.
De segundos, un entrecot de ternera con mucha grasa pasado con poca ilusión y un solomillo de pollo a la pimienta verde -así se llamaba el plato- que en realidad era una pechuga cruda y una salsa cortada inundada de bolitas que si llega a estar un poco más oscura parecería un ferrero rocher pasado por el micro.
Dos cocacolas, pasamos de postres. 52 pavos.

No sé si es que veo tanto programa de cocina que ya me he vuelto un sibarita, quizá soy bueno entre fogones o el precio influye; para mí que ninguna de las tres anteriores, una mierda de restaurante, dan ganas de poner el nombre y la ubicación, por si sirviera de algo; igual hasta si los etiqueto genero publicidad para mi blog. Buff, va en contra de la normativa de este sitio, se salvan por eso.

martes, 1 de julio de 2014

Una jornada sin jornal

Mientras espero y desayuno, entre chaparrón y chaparrón, voy a golpear el teclado antes de meterme en el mar a chapotear un rato, más que nada porque ayer comenzaron mis veinte días de vacaciones de verano y de alguna forma lo tengo que exteriorizar. El tiempo está perruno, sólo vale para hacer deporte, así que de momento es lo que toca.

Ha parado de llover, o no, con escasos doce grados parece cualquier mañana de Noviembre; me conviene, son las condiciones perfectas de viento y bajas presiones para un culillo inquieto, así que cambio de tercio que me voy a poner el traje. Hoy por cierto lo tengo seco.

Cuando llevas muchos años dedicado a cualquier actividad necesitas más y más horas de entrenamiento para mejorar -o mantener- mínimamente el nivel, es difícil acostumbrarse a bajar peldaños mientras crees que hay margen de mejora pero unas veces la falta del tiempo necesario para ello y otras porque el físico no acompaña lo que debiera es un buen momento para cambiar de plan, en el que estoy exige cuatro horas diarias los siete días de la semana. Ya voy mayor para tanta tralla. ¿O no?.

lunes, 30 de junio de 2014

Pequeño fragmento para una gran etapa

Hola amigo, que aunque ya no lo seas como antes aún suenas por aquí, espero que a pesar del tiempo transcurrido desde entonces hasta hoy todavía recuerdes quien soy o por lo menos quien era, te escribo esta carta por dos motivos, el primero es que nunca la leerás, el segundo es que te echo de menos.

Llevo una vida sencilla y tranquila dentro de mi "normalidad" habitual, trabajo, hago deporte y chapuzas en mi vivienda. Sigo mariconeando con el ordenador aunque paso menos tiempo que nunca con los programas de diseño, me hipotequé con una casa viejita que restauramos nosotros y es donde vivimos, la familia bien pero cada vez somos menos aunque nazca alguno más; el resto, como siempre, sigo en la misma línea, misma personalidad que cuando éramos chavalillos, aficiones parecidas, idénticos sueños, el granito de arena de toda la vida o el pelo rizado y abultado a lo Jackson Five. Hay cosas que no cambiarán nunca.

A ti te recuerdo igual, serio pero simpático, aplicado estudiante y deportista, concediéndole gran valor a la amistad, fiel a los suyos hasta la muerte, correcto siempre, discreto, utilizando los tiempos muertos para recalcular la ruta a seguir o planificar el momento siguiente; sabía que te iría bien en el futuro por tener las cosas tan claras desde niño. Algún día espero volver a verte.

jueves, 19 de junio de 2014

Escala de valores

Mira que lo hemos hablado en casa, con los colegas, en el curro; hoy, día histórico donde los haya, sobresaldrá en los libros de texto del mañana. Algo así merece la pena recordarlo y creo apropiado hablar del tema en este pequeño rincón. Más que nada porque confío en las personas con criterio...

La democracia permite que el pueblo elija a los que nos gobiernan, tal soberanía popular es uno de los principios básicos de la libertad del ciudadano de a pie que, condicionado por el entorno y esperando un beneficio a posteriori, vota a uno u otro partido o al que lo encabeza, es decir, todo sumamente parcial. El presidente electo -sobre todo en mayoría absoluta-, basándose eso sí en los principios de la democracia y Constitución, barrerá para donde más convenga a su partido y difícilmente antepondrá los intereses del país a los de su ideología, y si lo hace, será a regañadientes. Si esta persona tiene que ser el máximo representante de toda una nación apaga y vámonos.

Lo ideal sería formar desde niño/a a una persona que se educara entre valores de lealtad, honestidad, imparcialidad, seriedad, comprensión, tolerancia, respeto, trabajo, humildad, imparcialidad, ...y sobre todo que defienda a todos a los que representa....alguien que este por encima de nuestros conocimientos sobre libertad y democracia, o sea, que esté mas preparado/a....¿se os ocurre alguien que alcance estos mínimos?...¿o quizá pensamos que podemos elegir a quien queramos? ...mmm no sé yo.

martes, 17 de junio de 2014

Con el minuto pegado

Me preguntaban este día si no me resulta estresante vivir siempre con el tiempo justo, llegando a los sitios entre el límite de lo que se considera puntualidad o vacile. ¡Qué va!, contestaba yo con una sonrisa mientras daba una casi merecida explicación ante tanta amabilidad en el tono del comentario, procuro llegar a tiempo siempre pero nunca antes -le decía- porque andar a prisas te motiva, llegas a los sitios con energía y continúas con esa corriente vital allí donde vayas, eso sí, reconocía que al parecer de los demás sí lo resultaba; bueno, aunque quise decir esto, las palabras fueron otras menos selectivas, espero que me haya entendido aún sabiendo que su filosofía es otra. Para una vez que doy una explicación...

...Es que visto desde el otro punto de vista, el metódico, preparando con antelación cada historia, le tienen que poner los nervios de punta las personas como yo, tan fuguillas. Pido perdón sobre todo a mi madre porque ahí si que no debería recortar tiempo para otras actividades.

jueves, 5 de junio de 2014

Tiene nombre de maniobra taurina

Los toreros, esos señores vestidos de luces que si llevaran taparrabos y estuviesen ciclados se llamarían gladiadores, tienen bien ganado su sueldo -recuerdo el que este día dio una voltereta entre pitones, sobre la nuca del animal, para clavarle el estoque- y al igual que intentan el novamás para contentar a la exigente audiencia procuran esquivar la muerte cada tarde de corrida.

La historia de hoy no va de toreros, aunque sí tiene algo de torera su protagonista, por valor y dedicación sobre todo. Camina lenta sobre la arena, va acompañada de su cuadrilla, al lado izquierdo su padre, del ganchete y muleta en la otra mano, no pasean por el ruedo sino pegados a la orilla del mar; y a la derecha su hermano, también con bastón ortopédico por lesión de ligamentos. Viene todos los días con la intención de que los dos recuperen la salud perdida, sin falta ni excusa, con esa actitud constante del que lo considera prioritario a todo, y aunque muchas veces ellos se quejen, quieran escaquearse o pretendan esforzarse lo mínimo, nunca claudica en su empeño y con carácter impone su ley marcial aún sabiendo que después del ejercicio matutino tiene que apurar en asearse porque toca ir a trabajar lo que queda del día.

miércoles, 4 de junio de 2014

Las amistades no se pierden

Ser extrovertido y huraño a partes iguales no creo que sea una buena combinación, a vista de los demás pareces excluido o peor aún, limitado; de todas formas estoy encantado de pertenecer al gremio, desde el lado oscuro se puede colaborar desinteresadamente, una práctica bastante educativa que es como ser el capitán de un barco enfrentándose a un naufragio, resulta fácil de imaginar la escena saliendo el último después de salvar al resto pero cuando tiene lugar el suceso nunca ocurre de esta manera.

Admiro a la gente sencilla y normal, aquella que saluda a todo el mundo sin importar su condición, la que le da igual si hay alguien mirando la jugada o no, a esas personas me quiero parecer yo. Mientras tanto sigo practicando, hay mucho que mejorar, empezando por los amigos.

lunes, 26 de mayo de 2014

El castillo del rompepiezas

En un fin de semana copado por las noticias futboleropolíticas, máximos exponentes de la cultura androespañola, este pascualín que aquí deletrea anduvo a tiempos muertos cortando la hierba; vistos los resultados, dos máquinas cortacésped estropeadas (una de ellas de por vida) y lo de Lisboa es verdad que no ha sido todo lo productivo que me hubiese gustado.

A pecho descubierto para pillar algo de sol tuve tiempo de dejar la cosa casi lista antes de las averías, sólo me quedó una esquina de unos treinta metros cuadrados llena de hierbajos y ortigas con la estatura de un niño de ocho años. Con la única máquina que me quedó disponible -una hoz- arrasé con todo lo que se me puso por delante. A la media hora lo tenía listo y ocho horas más tarde me seguía escociendo el cuerpo por el polvillo de ortiga que levanté por creerme el diablo de tasmania portando una guadaña.

Eran las 4:44 la última vez que me rasqué y sin pegar ojo miré el despertador.....tendría que sonar a las 5:12 para ir al trabajo. Me acurruqué pensando en aprovechar los veinte minutos esos que dicen que valen más que tres horas de sueño profundo y supongo que me dormí. A las cinco y doce de la mañana, puntual como siempre, la alarma sonó.

Ahora, hecho polvo, pienso en el Empirismo de Hume y la capacidad del ser humano para aprender de los errores.

viernes, 23 de mayo de 2014

Defectos

"Los que nos creemos guerreros tenemos que serlo hasta la muerte, incluso cuando el físico no acompañe hay que darlo todo, es lo que nos hace sentirnos vivos".

Esta frase definitoria, que supongo ya habrá sido acuñada por alguien con mayor elocuencia que un servidor, refleja un modelo de existencia, un hábito en todos los aspectos de la vida y una tara a la vista de cualquier ojo profano. Entonces ahí surge el orgullo de quien no quiere dejar de serlo aunque se encuentre rodeado de contrarios.

Bueno, lo que venía a comentar es que independientemente de lo que valgas para los demás lo importante es estar a la altura de uno/a mismo/a, desde este punto de vista no hay plan de pensiones que te de mayor tranquilidad el día de mañana ni terapia que cure mejor el síndrome del ser irritado. Lo digo como defecto.

lunes, 12 de mayo de 2014

Recuerdo desde y para siempre

Hola, soy yo, te escribo estas líneas para comentarte que gracias al regalo que me hiciste aquel día de mi primera comunión me dedico en cuerpo y alma a este deporte que tanto disfruto, incluso podría decirte que me da un puntito extra en la vida, sí, ya sé que en aquel momento no sabías si le iba a sacar provecho al objeto pero ya ves, quizá haya sido el mejor detalle que me hayan hecho nunca. O por lo menos el más productivo. Desde este humilde rincón se te tendrá presente siempre aunque nunca más hable de este tema, formas parte de uno mismo al igual que otro que yo me sé, ¿verdad jefe?, a tope.

domingo, 27 de abril de 2014

Adios a la isla de los volcanes

Toca recoger la maleta después de cinco días en esta tierra tan extraña y diferente a donde yo vivo, un lugar que me parecería terriblemente hostil si no fuera por la cantidad de servicios creados para el bienestar del guiri, entre los cuales me encuentro, pero me deja un regusto dulce como pude comprobar recorriendo la isla; espero caer de nuevo por aquí en cuanto pueda, dejé cierto asunto pendiente relacionado con el mar.

Me gusta conocer los lugares a los que tengo la suerte de ir, miro el mapa miles de veces buscando áreas a las que no accedí el día anterior y que me ayudan a trasladar el plano a la realidad, una afición que mantengo desde hace tiempo, la cual me sirve para recordar sitios en los que he estado, juzgar de manera más imparcial los comentarios de terceros y guardar instantáneas en la sesera de por vida (cerebral).

viernes, 11 de abril de 2014

Ojito con mutilar la Biblioteca

Si lo ves desde la perspectiva de que gracias a la red de redes la población media es más culta, está mejor informada, aprende antes y mejor, lo cual incide en su coeficiente intelectual, conoce lo que sucede en otras partes del globo a tiempo real, hace amigos a la carta o dispone de las herramientas necesarias para olvidar penas, remitir depresiones y aliviar dolores resulta incomprensible que cuatro inseguros altos cargos con derecho a veto quieran censurar los contenidos de la Biblioteca bajo la atenta mirada de productores de cuenta corriente en descenso, artistas que ya no se consideran como tales porque antes ganaban más dinero y llegaban más lejos, padres superprotectores que ponen barreras a sus hijos para que no salten ni el bordillo, sectarios, acomplejados, malpensados, amantes de la ignorancia ajena, inquisidores o amedrentados seres que urgan en la herida -que la hay- para hacerla más grande e infecta.

¿En un país con seis millones de parados como va a haber dinero para todo lo que los dirigentes de mercado han creado?, es imposible mantener una familia con los vicios de antes (alquiler, agua corriente, luz, gas, teléfono fijo, coche en el mejor de los casos, comunidad de vecinos) más los de ahora (internet, móvil, fijo; productos de consumo de todo tipo; vacaciones de pack hotel+ media pensión+ 2 excursiones+ coche de alquiler+ juerga nocturna; tele de pago; seguros varios que llegan semestralmente sin contar con ellos; comisiones de cada una de las cuentas, tarjetas o clubs a los que pertenecemos; millones de negocios -y negociantes- orientados al bienestar físico, mental, sexual o espiritual en busca de nosotros, clientes insatisfechos de como les va la vida). ¿Aún así creen que la culpa de que no vayamos al cine, compremos menos discos, echen el cierre las librerías o maten a las ballenas la tiene la libertad en internet?, pues venga, pongan muros sobre el espacio para que así ni siquiera podamos informarnos por nuestra cuenta.

martes, 8 de abril de 2014

Mejor llamarlo carrusel y no tiovivo

Cuando las personas buscan mirarse a los ojos e intuyen que están pensando lo mismo surge la química; como en toda fórmula, su combinación y factores ambientales pueden influir mucho en el resultado final. Esta teoría sirve igual para el trabajo como para un ligoteo de discoteca y una vez puesto el motor en marcha es difícil que deje de andar, así que antes de arrancarlo hay que tener clara la ruta a seguir, fiarse del instinto y ser legal por el camino.

No sabría decir si tener cierto talento para la intuición es un don o una tara, casi es mejor no verlas venir porque la incertidumbre del antes de que suceda no indica que vaya a suceder realmente y manejarse entre lo que puede ser y lo que será no es fácil. Esta "cualidad" casi femenina que viene de serie te pone alerta ante muchas cosas; es desconfiada, cruel, abierta y compasiva a pares iguales. Para consuelo está el tiempo, que dicta sentencia siempre, pasando por encima de cualquier teoría futurista, reventando así probabilidades, elucubraciones, hipótesis o fantasías varias. De ahí la idea de que quizá es mejor dejarse llevar -o por lo menos más relajado- que trazar una vía sin opción a marcha atrás. Pero para esto hay que valer.

viernes, 28 de marzo de 2014

El podador mágico del viejo

Este pasado fin de semana estuve cortando el seto de casa de mi padre, el cabrón -del seto- medía más o menos cuatro metros de alto por cincuenta de largo y recordando recortes pasados poco me apetecía darle caña de nuevo. Por teléfono quedé con él para el sábado a la mañana y mantuvimos una conversación sobre las bondades de una nueva podadora eléctrica que había comprado para la ocasión; le pregunté que cuanto costó y cuando me dijo que aún no setenta euros -supuse sesenta y nueve noventa y cinco- me eché a reír, imaginé un artilugio de dos aspas con forma de antena de tv las cuales se cruzarían tronzando con rápidos movimientos varitas del diámetro de un pulgar. Poco podrían hacer ante semejantes troncos de media cuarta. Mi padre, que es muy dado a misterios cuando tiene algo interesante que mostrar, no soltaba prenda; dejamos las adivinanzas y quedamos para ese día.

La máquina era curiosa, una lanzadera de tubo extensible terminaba en una motosierra de aproximadamente treinta centímetros de hoja, en la base del cilindro llevaba un apoyabrazos, un gatillo acelerador y un arnés. Tenía potencia suficiente para cortar el seto y más, en dos horas quedó a metro ochenta y rasuradito por los laterales, vaya invento más virguero. Mi padre mientras me veía en plena faena se reía, más evidente por el acierto que tuvo en la compra que por lo bien que estaba quedando el chollo.

jueves, 27 de marzo de 2014

Cancheros

Hay gente a la que le gusta ver la vida pasar, aprovechan su tiempo como oyentes en aula de sociales mientras el mundo gira a su alrededor; supongo que tendrán el cerebro más desarrollado que los que nos movemos a pie de cancha, es lógico, sus cuerpos tampoco se mueven como los nuestros y la sangre les fluye hacia la sesera provocando menos instinto animal y más racional. Pertenecemos a especies distintas aunque nos cataloguen como semejantes.

Esto no es un tratado de metodología del alma ni una entrada pseudocientífica, sirva a modo de experiencia personal, va sobre lo que deseamos ser y lo que somos en esencia o como un envoltorio oculta lo que hay en su interior. Es un buen momento para abandonar la página, aviso de antemano.

La experiencia es una buena consejera y la vida un cúmulo de picos y valles, cada cual elige la forma de llevar el camino: despacio, deprisa, dosificando, dejándose ir, apoyándose, apoyando, aprovechándose; la historia es ir tirando millas, evolucionando. Nuestros cuerpos también se van transformando y hay edades óptimas para cada aparato, forman parte del ser humano, vale la pena sacarles partido mientras den de sí porque en las últimas etapas de nuestra vida la sangre tirará hacia el sistema nervioso y lo que nos quedará serán los recuerdos de las acciones pasadas, siendo el resultado de todas ellas, sintiendo si nuestra vida ha tenido sentido y si hemos hecho por los demás todo lo que podíamos hacer. Por eso es bueno saber que independientemente vaya el tramo cuesta arriba o hacia abajo no va a durar siempre y conviene atacarlo de frente.

Me gusta la cancha.

martes, 25 de marzo de 2014

Recuerdos de aquel Marzo del 2014

Cuando comencé esta aventura me comprometí a seguir una línea marcada de antemano, para que la cosa no fuese un aquí vale todo me pase al lado contrario: pensé en una caja de cerillas y decidí meter sólo lo que cupiese ahí dentro. Hasta ahora no he cambiado de vehículo, lo que sí hice fue descuidarlo, últimamente ya no me apetece tanto sacarlo de paseo; siendo consciente de que era una de las condiciones esenciales de este pequeño viaje me parece una falta grave por mi parte que espero resolver pronto.

Bajo esta inactividad digital, vagancia virtual o dejadez megabytiana me encuentro, alejado de unos y ceros, aprovechando el tiempo en otras movidas, historias de las que ya no formará parte mi fiel amigo, compañero de tantas. A veces miro por el retrovisor creyendo que viene corriendo detrás, como lo hacía todos los días cuando dejábamos la playa, al salir de hacer deporte, y estiraba los últimos minutos de ejercicio antes de meterse en el coche. Se merecería un millón de frases pero no este un lugar para homenajes porque para eso estarán los recuerdos que permanecerán siempre.

Y la vida sigue en Marzo, tiempo de quizases, otra nueva primavera que quizá traiga un nuevo inquilino a casa, que quizá coincidan en armonioso quinteto madurez y serenidad con la aparición de tres potentes canas sobre la sien, quizá resulte algún viaje de placer a medio mirar, signifique quizá el comienzo de una nueva etapa vital y posiblemente sea un mes tan importante que quizá merezca la pena escribir sobre él.

miércoles, 26 de febrero de 2014

Franqueo pagado

Mi patio parece hoy un programa de fast N'loud; tengo la furgo que le compré a mi colega desmontada por la parte frontal, y en el garaje la defensa a medio pintar rodeada de cajas de repuestos (faros delanteros, aleta izquierda, fundas de los asientos), botes de masilla y lijas por el suelo, pintura, barniz, ...el resultado de todo este tinglado lo veré en un par de días. La cosa promete.....problemas. Dejo un enlace para corroborar todo esto, por normativa del blog no se incluyen imágenes en el mismo.

Otra batalla a librar es mi furgoneta, gripó por tercera vez  de lo mismo en diez años que llevamos juntos, está en un taller oficial en espera de noticias de la central, presenté las facturas de las reparaciones y me gustaría que se comprometieran como cliente descontento que soy. Espero no tener que pagar los 1.200€ que vale esta nueva coña del árbol de levas. Da la impresión que en mi capó anida una colonia de termitas metálicas ansiosas de probar cada árbol nuevo que se planta en el motor. Como para no venderlo una vez reparado, eso me espetaría Richard Rawlings si conociese mi caso. Estoy de acuerdo.

viernes, 21 de febrero de 2014

Cuatro motivos para recordar un día

Hay experiencias normales para unos pero tremendas para otros, me doy cuenta cuando algún colega me relata momentos pasados vividos en común con mucha intensidad -por lo menos por su parte- pero de los cuales casi no recuerdo nada. Quiero pensar que se trata de eso y no un principio de Alzheimer, cada uno se consuela como le da la gana.

Hoy es un día normal, de estos hay muchos, aún así quiero darle la importancia que se merece, no vaya a ser que en el futuro pierda la olla de verdad y me arrepienta de no haber escrito en un día normal:

1- Me levanté a las cinco de la mañana, bien merece la pena hacer algo importante a lo largo del día para haberme puesto en pie a esa hora. De momento ocho horas laborales.

2- A las dos de la tarde llevo una hora pensando en ello; es mejor irme a hacer deporte que pasar por casa a comer algo, las condiciones son muy buenas, de hecho, acierto lugar a la primera.

3- Cuando alguien necesita un empujón lo mejor es predicar con el ejemplo, espero haberlo ayudado en algo con el intento.

4- Las nueve, número cardinal, momento de la comida-merienda-cena, nueva sesión del pequeño chicotín en la búsqueda del menú que lo alimente para tantas horas de abstinencia y ejercicio. Además hay un ángel en mi casa.

Igual sucedió ayer, y antes de ayer, y el anterior, y el anterior más, y ... Maravillosa rutina.

jueves, 13 de febrero de 2014

De compañero a compañeras

Ahora que veo los hachazos que se pegan las blogueras de moda para saber cual de ellas es la más auténtica y original me pregunto como llega alguien a marcar tendencia sin tener referencias de otros. ¿No les resultará más sencillo reconocer su base?, ¿o son fabricantes de ropa?; supongo que las tías viajarán, ojearán revistas, visitarán tiendas, criticarán o alabarán combinaciones y de ahí sacarán conclusiones para sus blogs, más o menos currados dependiendo de lo implicadas que estén sus autoras en el proyecto. Original, lo que se dice original, no lo son ninguna, por eso me sorprenden sus reproches; aunque igual me tienen engañado y es una operación de marketing concertada por ellas mismas, motivadas sobremanera ante la proliferación de nuevas editoras en busca del look perfecto.

Tías, sinceramente, si tenéis en cuenta todas las horas que le dedicáis al estilismo, acusaros de algo es un poco arriesgado, hay que tener mucha experiencia para abrir la boca ensuciando el nombre de alguien del mismo gremio, flaco favor os hacéis a vosotras mismas y al futuro de vuestras publicaciones.

martes, 11 de febrero de 2014

Comprar en la red

Los centros comerciales que más me gustan están en mi ordenador, a golpe de clic visito todas las tiendas, sin paseos, agobios ni colas de espera; encuentro siempre lo que busco, comparo, elijo el mejor precio y a los tres días recibo mi pedido en casa. Todo parece perfecto, sin embargo interiormente no me siento tan bien.

Soy muy de mi pueblo, estoy encantado de ser de aquí, hago todo lo posible por apoyarlo pero dejo que parte de mis beneficios naveguen a otros lugares mediante transferencias bancarias: su pedido ha sido procesado con éxito estimado señor fulanito de tal, en breve recibirá el envío, muchas gracias por su compra. Son pequeñas cantidades que sumadas a las de otros compradores como yo ayudan a empobrecer zonas de origen, porque, desgraciadamente, el comercio no avanza por igual geográficamente hablando. El problema lo tengo en casa, en la red más bien, me engatusa, hace que me resulte divertido ir de tiendas, algo que odio hacer físicamente aún consciente del daño que provoco en mi entorno. Es como descuidar a la familia. Snif.

jueves, 30 de enero de 2014

Sardinas al es nou boar

Este pasado fin de semana estuve en la nieve, alquilamos unas habitaciones en la estación y aunque el sábado nos llovió todo el día y la visibilidad era escasa nos pegamos unas cuantas bajadas, al haber nevado durante toda la semana había cantidad suficiente y calidad polvo/húmeda. El domingo fue perfecto, con buen tiempo que aprovechamos lo que mejor supimos. Mi hombro muy bien la verdad.

Para los que no somos de interior es toda una experiencia ir a la montaña, el año pasado nos coincidió el paso de una ciclogénesis explosiva, su epicentro pasó casualmente por donde nosotros estábamos (1600msnm) y cayó la del mundial....nos cogió en plena estación (cerrada aún encima) y no pudimos bajar hasta ocho horas después....no recuerdo si lo llegué a comentar por aquí en esas fechas pero tenía argumento como para ser contada: la aventura con los coches, el viento, el frío, la nieve que se clavaba en la cara....

miércoles, 22 de enero de 2014

Enseñar la carita

Desde que eliminé mi nombre de este blog me siento un poco escudado, no quiero dejar de decir cosas ni hablar de más por este motivo, prometo seguir siendo el mismo. Siempre.

Un pisaletras como yo, aprendiz de mucho, maestro en nada, disfruta mostrando lo justo y necesario, comprometido pero parco, así defino mi espacio virtual. Comento esto por lo siguiente:

Todos los años, una conocida revista digital, me ofrece participar en un concurso de blogs -hace unos años por un ataque de ego me animé, ya lo comenté aquí-, últimamente declino su invitación porque no pinto nada publicitándome en ningún sitio ni quiero sentirme juzgado por ello, tampoco tendría mucho sentido si ni siquiera admito comentarios de terceros en mis entradas, me gusta condenarme al ostracismo y eso es incompatible con todo esto. Como en la vida real me gusta dar la cara cuando levanto la voz y no me escondo resulta muy reconfortante relajarme entre unos y ceros, por eso hay que seguir en esta línea aunque a veces la tentación llame a tu puerta. Pido disculpas a aquel distinguido escritor que cierto día tuve la osadía de enviarle un correo con mis credenciales buscando no sé que tipo de respuesta.

viernes, 17 de enero de 2014

El comienzo de otra

Después de presentarle al taller la suma de facturas de motor espero respuesta....desglose total de las reparaciones en diez años de relación:

- 6/3/2008.- 3.469,10 €
- 22/1/2009.- 914,29 €
- 20/10/2010.- 4.984,06 €
- 6/6/2012.- 690,75 €
- 11/10/2013.- 456,02 €
- 10/1/2014.- 1.120 € (presupuestados)

Suma total de cantidades:  11.634,22 €

Vaya tela, como para hacer un mural en la habitación con ellas, a esto hay que sumarle unos 1.200€ en multas de radar; cinco puntos de carné; tropemil litros de gasoil porque con un motor Tci antiguo de 2.500cc, 110cv, 205.000 kilómetros rodando y 2.000 kilos de peso ya da para fundir pasta; quedarme tirado en sandiós (a veces de viaje) por rotura de motor -o enterrado en la arena por la tracción trasera- y alguna historia más que se me escapa. Es hora de despedirnos recordando también muchos buenos momentos y por suerte ningún accidente, sigues siendo muy bonita, que lo sepas, pero te tengo que vender.

Ya paseo nueva "novia", un colega renovó y quiero quedarme con la que tenía hasta ahora; llevo unos días conduciéndola (la mía, claro, en el taller) y estoy encantado, con el precio también.

domingo, 12 de enero de 2014

El final de una aventura

Hoy me han llamado del taller donde tengo la furgo a reparar (nos dejó tirados en una salida a la provincia vecina para hacer deporte), por la voz de la mujer de la oficina me temí lo peor, no sería nada nuevo, para eso ya estoy preparado:

- ...¿Hola?, te llamo del taller donde tienes el coche (me da el modelo).
- Sí, es el mío, ¿qué me cuentas?.
- ...err... la han revisado y tiene varios problemas de motor, ¿te podrías acercar por aquí para hablar con el jefe del taller?, es que tienes roto el árbol de levas y otras piezas, menos mal que llamaste a la grúa sino sería peor la cosa.
- Joder, otra vez lo mismo, me acabáis de hacer una reparación en el motor (eje de balancines) y bla, bla, bla.
- Ya, pero nada que ver con el árbol de levas, pásate mañana y hablas con él.
- (no le cuento que sería mi cuarto árbol de levas) Vale, mañana me paso.

Llevo seis averías graves de motor a mis espaldas, las primeras pensé que podría ser culpa mía pero tratándose del mismo coche en todas ellas ya no trago. La furgo salíó rana, estoy preparando un escrito para presentárselo a la firma a ver que opinión tienen ellos al respecto.

P.D.- Seguiré informando.

miércoles, 8 de enero de 2014

Ola y adiós

Desgraciadamente la vida es muy frágil, es mejor disfrutarla mientras se tiene, ignoramos cuanto durará y menospreciamos en muchos casos los segundos que nos quedan; suena a frase hecha y quizá algo catastrófica pero basta un gesto cualquiera para cambiarlo todo.

En la tierra en la que nací, vivo, y si tengo suerte moriré, la fuerzas de la naturaleza golpean duro sin ser extremas porque es lugar de clima templado, con pocos cambios de temperatura que pudieran servir como motor de huracanes o tifones, sin placas superpuestas que den origen a un terremoto, tampoco hay días sin noches ni sequías ni inundaciones; pero sí hay un elemento que destaca por encima del resto debido a su radicalidad: el mar. Aquí tiene tantas caras que asusta al más pintado.
Poco puedo decir de este monstruo que no se haya escrito ya, lo que si puedo hacer es hablar desde la experiencia que me da bañarme en él 300 días al año gracias al deporte que practico y aunque hoy no es momento para contar batallas puede servir como simple anécdota.

Los fenómenos atmosféricos pueden ser regulados por aparatos de todo tipo pero hay que ser experto en la materia para saber interpretarlos a pie de cancha, me refiero a que mirando los partes no llega si buscamos esa adrenalina que alimente nuestro insatisfecho espíritu, hace falta algo más. Lo digo por toda esa gente que he visto cerca de los acantilados sin saber siquiera la capacidad de absorción de un enorme labio tubular o que las rocas mojadas resbalan tanto como la nieve dura en la montaña y por mucho que quieras reducir la aceleración esto sólo provoca sensación de impotencia. Además, una vez dentro, tal como estaba, no existía la más mínima posibilidad de salvarse, aquello era un infierno.

Desgraciadamente la vida es muy frágil.

jueves, 2 de enero de 2014

Lo contrario de hembrismo

Sí, todavía existe discriminación hacia la mujer donde yo vivo; aquí, en el Norte, se percibe menos que en otras tierras pero si hurgas un poco aparecen topos a punta pala. Días como el de hoy me pregunto si he avanzado con los tiempos o quizá me haya precipitado en defender una igualdad que todavía no existe.

Un servidor, quizá por circunstancias de la vida que no vienen al caso, se fija mucho en el valor humano de las personas sin importar que guardan bajo su bragueta, me explico, entiendo a grandes rasgos las virtudes y defectos de cada género así como sus -benditas- diferencias y como tal no podemos ser tratados por igual, ahora bien de ahí a discriminar o minusvalorar hay un abismo. Desde este punto de vista es probable saltar en cuanto percibes cualquier conato de sexismo.

Tiene cojones la historia, cuando eres hombre/hombre -no sé si se me entiende- puedes llegar a parecerlo poco entre los que se consideran como tales. Menos mal que me conozco lo suficiente como para dudar de ello, lo voy a dejar aquí, igual sólo es un mal día.